domingo, 4 de mayo de 2014

Corazones de fresa


Una sana y atractiva forma de decorar todo tipo de dulces.
En primer lugar, lavaremos y secaremos bien las fresas.

A continuación, le quitaremos el tallo, seguidamente la cortaremos por la mitad, y después haremos lo mismo con la tapa de cada mitad, para que nos quede recta (los trocitos restantes los podemos usar para mezclar con el yogur).


Si las fresa son grandes, podremos obtener dos partes de cada mitad.
Usando de nuevo el cuchillo haremos un corte en forma de V en la parte superior de la fresa, y después procederemos a realizar una incisión en cada uno de los lados de la fresa para eliminar los bordes redondeados.






0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada