sábado, 31 de octubre de 2015

viernes, 30 de octubre de 2015

Pastel fantasmal



Un pastel con sorpresa para la noche mas terrorífica del año, en su interior esconde la figura de un fantasma.

Se trata de un pastel sencillo de hacer y con ingredientes fáciles de encontrar.
Lo único un poco fuera de lo habitual seria el molde para bombones en forma de calaveras, que en su lugar las podéis realizar en fondant o comprar alguna golosina con esta forma. Lo otro que necesitareis es un molde de galletas en forma de fantasma o cualquier otro que tenga relación con halloween.
Ingredientes

  • 200 gr. de azúcar
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 170 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 4 huevos a temperatura ambiente
  • 225 gr. de harina tamizada
  • 1 yogur griego de stracciatella
  • 100 gr. de chocolate negro
  • 45 ml de leche
  • 1 cucharada de cacao en polvo 
  • 1 sobre de levadura

Para la cobertura

  • 1 tableta de chocolate con leche

Para las calaveras

  • 1 tableta de chocolate blanco

Para la lápida

  • fondant de color negro

Utensilios

  • molde para cake de 25 X 12 cm aproximadamente
  • molde rectangular de aproximadamente 27 cm X 20 cm X 3´5 cm de alto


Elaboración
En primer lugar realizamos las calaveras, para ello fundimos el chocolate blanco en el microondas en intervalos cortos de 20 segundos, y lo removemos bien hasta que quede líquido y uniforme. Después llenamos los moldes. Por último lo llevamos a la nevera hasta que se solidifiquen.
Para la lápida estiramos un poco de fondant negra y le damos forma la forma deseada.
Para el pastel
En primer lugar, encendemos el horno a unos 170º para que vaya cogiendo temperatura.
Seguidamente preparamos los moldes engrasándolos  y cubriéndolos con unas tiras rectangulares de papel de hornear.
Con la batidora eléctrica o bien la manual, batiremos la mantequilla con el azúcar hasta que quede una consistencia cremosa. A continuación, iremos incorporando uno a uno los huevos a la mezcla. Después añadiremos la pulpa de la vainilla junto al yogur y lo mezclaremos todo.
Tamizamos la harina con la levadura y la incorporamos con suavidad a la preparación.
Colocamos la mitad de la mezcla en otro bol y reservamos.
En un recipiente apto para el microondas pondremos la leche con el chocolate troceado, y lo calentamos en intervalos de 20 segundos para evitar que el chocolate se queme. Removemos hasta que quede liso y suave. A continuación, lo dejamos templar, después se lo añadimos a uno de los boles y lo mezclamos.
Vertemos la masa de chocolate en el molde rectangular, alisamos y horneamos a 180ºC durante unos 25-30 minutos o hasta que al introducir un palito en el medio este salga limpio.
Esperamos unos 15 minutos antes de desmoldar y luego lo dejamos enfriar sobre una rejilla. Cuando esté completamente frio cortamos con la ayuda de un cortapastas en forma de fantasma el bizcocho, y lo vamos colocando en el centro del molde para cakes desde una punta hasta la otra.


Vertemos por encima la masa de vainilla que habíamos reservado anteriormente, y horneamos a 180ºC durante unos 50 minutos aproximadamente, o hasta que al introducir un palito en el centro este salga limpio.

Volvemos a esperar unos 15 minutos antes de desmoldar y de dejar enfriar por completo sobre una rejilla.
Para la decoración
Derretimos en el microondas en intervalos de 20 segundos el chocolate con leche y lo removemos hasta que tenga una consistencia suave y lisa, luego lo vertemos por encima del bizcocho. Con los recortes que nos han sobrado del bizcocho de chocolate, haremos la tierra, para ello lo rallamos por encima.

Por último una vez el chocolate se haya solidificado añadimos el resto de los elementos. También podemos hacer algún otro detalle con fondant, como una arañita.






jueves, 29 de octubre de 2015

Dayanela la brujita de las pócimas




Melaza de granada





Faltan pocos días para “Halloween”, ya tenemos preparados los disfraces para ir a pedir caramelos, ahora solo nos faltan las pócimas, los dulces y un pastel terrorífico.
La receta de hoy la podemos hacer servir para preparar bebidas para los niños si la mezclamos con limonada o gaseosa.
También la podéis utilizar en otro tipo de recetas dulces, pero como es muy versátil puede funcionar perfectamente en recetas saladas, como en algunas  elaboraciones de oriente medio.
Ingredientes

  • 300 ml de zumo de granada (natural no comprado)
  • 90 gr. de azúcar
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • un trocito de piel de limón

Elaboración
En primer lugar golpeamos un poco la granada por todos los lados, para que los granos queden mas sueltos, la cortamos por la mitad, y con la ayuda de un exprimidor manual o eléctrico, la exprimimos para obtener el zumo.
En un cazo vertemos este zumo, el azúcar y el trocito de la piel de limón, calentamos a fuego medio alto hasta que comience a hervir, vamos removiendo hasta que el azúcar se disuelva completamente y luego bajamos a fuego medio bajo, y dejamos cocer entre 10 y 15 minutos. Retiramos la piel de limón.
Para finalizar lo guardamos en un frasco esterilizado.

lunes, 19 de octubre de 2015

Pastel de calabaza asada, manzana asada y piñones











El otoño desprende ese hechizo de fugaz calidez, las temperaturas descienden y los guisos y las sopas nos empiezan a apetecer.
Octubre es normalmente un mes lluvioso que nos trae una riqueza de productos, sabores y colores diversos e increíbles. Ya es el tiempo de los piñones y las castañas asadas.
En este pastel la calabaza asada asume un papel protagonista, pero el toque de manzana asada y especias le aportan un sabor espectacular, y por último los piñones, que elevan el sabor de este cuarteto a la máxima potencia.
En definitiva se trata de un pastel para disfrutar con una taza te o de café caliente en las manos, en una tarde donde el tenue sonido musical de fondo, y la entretenida lectura, se vean interrumpidos por el sonido de la lluvia golpeando el cristal de la ventana.
Ingredientes
4 huevos a temperatura ambiente (separadas yemas y claras)
170gr.  de azúcar
180gr. de calabaza asada ( 180º entre 50 o 60 minutos, debe quedar tierna)
100gr. de manzana asada* (4 manzanas, ½ vaina de vainilla, 3 cucharadas de azúcar moreno)
100gr. de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
1 yogur griego natural sin azúcar
unas gotitas de zumo de limón
ralladura de una naranja mediana
320gr. de harina tamizada
1 sobre de polvo de hornear (levadura química)
1 cucharadita de extracto de vainilla
½ cucharadita de mezcla de especies** (canela molida, clavo molido, jengibre molido y pimienta de Jamaica: en un recipiente pon 1 cucharadita de canela en polvo, ¼ de cucharadita de las otras especias y mezclar)
20gr. de piñones
un poco de azúcar para espolvorear por encima antes del horneado.
un poco de mantequilla y harina para el molde
un poco de azúcar glas para espolvorear después de horneado.
 Elaboración
Para el puré de manzana asada:
Precalentamos el horno a 200ºC calor arriba y abajo.
Lavaremos muy bien las manzanas y con la ayuda de un cuchillo o descorazonador retiraremos el corazón y las semillas.
A continuación colocamos las manzanas un poco separadas en una bandeja de horno forrada con papel de hornear y cocinamos durante 25 minutos. Después las sacamos y dejamos enfriar un poco antes de retirar la piel. Colocamos el puré en una fuente pequeña apta para horno, y lo mezclamos con el azúcar y la pulpa de  media vaina de vainilla. Volvemos a hornear durante unos 10-15 minutos mas, esta vez a 180º.
Para la tarta de calabaza:
Precalentamos el horno a 180ºC calor arriba y abajo.
Prepare un molde desmontable con papel de hornear, también pincelar los lados con un poco de mantequilla y espolvorear con un poco de harina. En la base disponer unos pocos piñones esparcidos por toda la superficie.
En un recipiente batir la mantequilla con el azúcar hasta que quede cremosa. Separar los huevos, reservamos las claras y vamos añadiendo las yemas una a una hasta que estén bien integradas en la mezcla anterior. Después añadimos la mitad del yogur, las especias,  el extracto de vainilla, la ralladura de naranja, la calabaza, y la manzana asada pasada por el pasapurés,  mezclamos y vertemos la mitad de la harina tamizada con la levadura. Integramos sin batir demasiado.
A continuación, volvemos a incorporar primero el yogur y después la harina tamizada.
Montamos las claras  con una pizca de sal y unas gotas de limón hasta que estén firmes y se las añadimos a la mezcla con una espátula realizando movimientos envolventes de abajo arriba.
Por último vertemos en el molde la mezcla, y espolvoreamos el resto de los piñones y un poco de azúcar por encima. Horneamos durante unos 40 minutos aproximadamente o hasta que al insertar un palito de madera en el centro este salga limpio.
Una vez horneado esperamos unos 15 minutos antes de desmoldar y luego lo dejamos enfriar por completo sobre una rejilla. Para finalizar espolvoreamos con un poco de azúcar glas.



viernes, 9 de octubre de 2015

Ghribas de nueces






Un cálido y reconfortante olor a canela y frutos secos envuelve toda la casa .
Las ghribas son unas galletas marroquíes que están absolutamente deliciosas, y que requieren un mínimo esfuerzo. Si te gustan los frutos secos está receta te encantará.

Ingredientes

  • 120gr. de azúcar
  • 170gr. de nueces molidas (puedes utilizar un molinillo eléctrico de café)
  • 100gr. de almendra molida
  • ½ cucharadita de canela en polvo
  • 1 pizca de polvo de hornear
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 60gr. De azúcar glas
  • nueces enteras 


Elaboración
Precalentar el horno a 180ºC calor arriba y abajo.
En primer lugar colocaremos todos los ingredientes secos en un bol, después incorporaremos el huevo previamente batido, y lo mezclaremos todo hasta obtener una masa homogénea.
A continuación, realizaremos pequeñas bolas de unos 25gr. cada una, y las haremos rodar por el azúcar en polvo.
Por último, colocamos en el centro una nuez y presionamos suavemente.

Las vamos dejando sobre una bandeja con papel de hornear, y las cocinamos durante unos 15 minutos aproximadamente.
Debemos esperar unos minutos antes de sacarlas de la bandeja y colocarlas sobre una rejilla, ya que al salir del horno están muy blandas, y se nos romperían.


miércoles, 7 de octubre de 2015